Connect with us

ECONOMÍA

Gobierno destaca buen desempeño de la economía

Hasta fin de año se prevé alcanzar un crecimiento de 5,1% del Producto Interno Bruto (PIB).
Al primer semestre de este año, el Gobierno destaca el buen desempeño de la economía gracias a sectores como el transporte, servicios básicos, construcción y agropecuaria que presentan interesantes dinámicas de crecimiento.

“El índice general del transporte al mes de mayo reporta un crecimiento del 5%, apoyado en el buen desempeño del transporte aéreo que creció en 43% durante ese periodo. Por otra parte, el consumo de servicios básicos se incrementó en 9% a mayo, destacando el consumo de energía eléctrica que tuvo un alza de 10%. Un indicador que refleja el notable desempeño del sector de la construcción es la producción de cemento, que aumentó 14% con datos.

disponibles al mes de abril”, se informó desde el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas.
En el marco de la continuidad de la reconstrucción económica del país, desde esta cartera de Estado se indica que al primer semestre de 2022, las recaudaciones tributarias registraron un importante ascenso del 24%, respecto a similar periodo de la gestión 2021, atribuido al mayor dinamismo de la actividad económica y a las medidas en materia tributaria implementadas por el Gobierno desde noviembre de 2020.

Destaca que reflejo del dinamismo de la demanda interna, que se traduce en un mayor consumo de bienes y servicios de hogares, se observaron importantes ascensos en el valor de las ventas facturadas de restaurantes, hoteles y transporte aéreo, que a mayo de 2022 registraron incrementos de 23%, 42% y 101%, respectivamente.

Por otra parte, explica que a mayo de 2022, las ventas de las empresas públicas presentaron un incremento del 30% en comparación a mayo de 2021, sumando Bs 21.638 millones, luego de que varias de ellas fueran paralizadas por los efectos adversos de la pandemia y las políticas de la gestión del gobierno transitorio.

“Entre las empresas públicas más representativas se encuentran Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos, Empresa Metalúrgica Vinto, Boliviana de Aviación, Empresa Nacional de Electricidad, Yacimientos del Litio Bolivianos, Empresa de Apoyo a la Producción de Alimentos y Empresa Pública Cementos de Bolivia”, señala.

Respecto al sistema financiero, el Ministerio de Economía indica que este sector fue impulsado por los resultados exitosos de las políticas de reconstrucción de la economía boliviana, los cuales continúan reflejando su estabilidad y solidez ante shocks externos.
“Un pilar fundamental de la estabilidad del sistema financiero es la bolivianización —cuya política se inició en 2006—, dado que establece condiciones adecuadas para que la moneda, el boliviano, cumpla sus funciones en plenitud, la política monetaria sea más efectiva, se reduzcan los costos de transacción y el riesgo cambiario”, dijo.

Agrega que, a junio de 2022, el 99% de los créditos y el 85% del ahorro financiero se encuentran en bolivianos. “La virtud de la bolivianización fue puesta en evidencia cuando los medios de comunicación, tanto nacionales como internacionales, destacaron un fenómeno en el cual ciudadanos argentinos, ante la inestabilidad de su economía y de su moneda, empezaron a adquirir bolivianos a fin de resguardar y mantener su poder adquisitivo”.

Bajo este contexto, el Ministerio de Economía explica también que a junio de 2022 otros indicadores, como las colocaciones en el sistema financiero, registraron un crecimiento de 8%, pasando de $us 27.990 millones en junio de 2021 a $us 30.150 millones, situación que demuestra que los bolivianos están solicitando créditos a fin de potenciar sus negocios productivos o adquirir algún activo.

“Es importante destacar que la mora del sistema financiero alcanzó al 2%, una de las más bajas entre los países de la región, mostrando la buena capacidad de pago que tienen los prestamistas”, se señala desde este ministerio.

Asimismo, indica que al interior de la cartera creditica se observa la recuperación de la dinámica de crecimiento de los créditos de Vivienda de Interés Social (VIS) y productivo, que anotaron ascensos del 7% y 10%, respectivamente; gracias al restablecimiento de los niveles mínimos de cartera y el financiamiento del 100% de los créditos VIS, que son disposiciones emitidas por el Gobierno en el marco de las medidas de reconstrucción de la economía.

Puntualiza que al primer semestre de 2022, se han beneficiado a 93.274 familias con acceso a una vivienda propia y a 741.821 emprendimientos productivos.

Por otro lado, asegura que, al sexto mes, el ahorro financiero creció en 7%, anotando $us 31.512 millones, reflejo de la recuperación de los ingresos de la población, especialmente de aquellos que son de ingresos medios, que están en condiciones para generar un margen más amplio de ahorro.

De igual manera, remarca que, al 10 de julio de 2022, los créditos SIBolivia con una tasa histórica de interés del 0,5% han beneficiado a más de 8.458 productores, especialmente del sector microproductor, y se han desembolsado más de Bs 1.130 millones, lo que representa alrededor del 89,6% del total del fideicomiso.

Respecto a la inflación, indica que a pesar de las presiones inflacionarias externas generadas por el conflicto bélico entre Rusia y Ucrania, la inflación se mantuvo estable registrando una tasa acumulada de 1,18% a junio de 2022.

“Esta tasa no solo es la más baja de la región, sino una de las más bajas del mundo”, asegura.
Este resultado, de acuerdo con esta cartera de Estado, se atribuye a las medidas.

implementadas por el Gobierno con relación al apoyo a la producción agropecuaria, la política de soberanía alimentaria y las subvenciones en el área productiva (maíz, trigo, sorgo y combustibles, principalmente), que fortalecen la oferta y apuntan a mantener un equilibrio con la demanda, aminorando así las presiones al alza en los precios.

En cuanto al sector externo, menciona que se caracterizó por un desempeño sobresaliente en la balanza comercial, ya que al mes de mayo se registró un superávit comercial de $us 1.082 millones, el valor más alto registrado en el mismo periodo de tiempo después de siete años. Asimismo, las exportaciones de bienes se incrementaron 38% con relación a similar periodo de 2021 y totalizaron $us 5.674 millones, cuyo principal componente fueron las ventas de productos manufacturados con una participación de 51%.

Respecto a la tasa de desempleo abierto urbano, señala que ésta llegó a 4,2% en mayo de 2022, una significativa reducción luego de su deterioro de 11,6% en julio de 2020. Además, resalta el aumento de la población ocupada urbana, que superó los 4,3 millones de personas en mayo de esta gestión, que evidencia en el aumento de la tasa de actividad de la fuerza laboral que llegó al 74%.

Con relación a los desafíos que presentará la economía hasta fin de año, desde esta cartera de Estado se indica que uno de los principales es la economía, involucran a la desaceleración de la economía mundial, en conjunto con la escalada inflacionaria global y regional. Asimismo, está el entorno bélico que continúa ejerciendo presión sobre los precios de los alimentos y los carburantes a nivel mundial, lo que ha provocado respuestas de política monetaria contractiva en varias economías con la elevación de las tasas de interés.

“Ante este panorama, Bolivia ha respondido con políticas económicas en diversos frentes. Así, para preservar la estabilidad de precios, el Gobierno internalizó ‘ex ante’, en el Programa Fiscal-Financiero 2022, el escenario de precios internacionales crecientes, de tal manera que se cuente con los recursos para las subvenciones a los hidrocarburos y otros necesarios para que los costos de insumos y productos básicos no sean afectados en gran magnitud por el contexto externo”.

Agrega que fue determinante la intervención estatal en los mercados de bienes e insumos prioritarios para la canasta familiar, asegurando que tanto productores como las familias bolivianas puedan acceder a diferentes productos a precio justo (ejemplo acciones de Emapa).
Así también, señala que, paralelamente, la estabilidad del tipo de cambio fue central para contener el traspaso de la inflación importada. De esta manera, se espera que la inflación se sitúe en torno al 3,3%, objetivo determinado en el Programa Fiscal-Financiero (PFF) 2022.

En el ámbito fiscal, según el PFF 2022, se prevé que en esta gestión el déficit fiscal cierre en 8,5% del PIB, cifra menor a la observada en 2021 (9,3% del PIB), asociado a un incremento de niveles de la inversión pública que dinamizan la actividad económica.

Menciona que se espera que el sistema financiero siga mostrando indicadores saludables en crecimiento y solvencia, sustentado en el dinamismo del mercado interno. La cartera mantendría su ritmo de expansión, impulsado por la cartera regulada (VIS y productivo), y en el marco de la política de sustitución de importaciones se continuará apoyando al sector productivo del país mediante el acceso fácil a créditos, como es el caso del crédito SIBolivia.
De cara a fin de año, de acuerdo con este ministerio, el Gobierino prevé alcanzar un crecimiento del PIB de 5,1%, en línea con las metas macroeconómicas establecidas entre el Ministerio de Economía y el Banco Central de Bolivia, plasmadas en el Programa Fiscal-Financiero 2022.

“Este crecimiento encuentra sustento en la mayor inversión pública programada para la presente gestión, se espera se dinamice aún más en el segundo semestre, impulsando la demanda interna, particularmente el consumo de los hogares. De la misma manera, se espera un buen desempeño del sector externo que viene registrando valores muy positivos en lo que va del año”.

Finalmente, indica que en cuanto a las actividades económicas, se esperan comportamientos importantes en los sectores de la construcción, transporte y almacenamiento, los servicios básicos por la demanda industrial de energía eléctrica, así como de la producción agrícola industrial.

El sector privado destaca la estabilidad de la economía del país, a pesar de encontrarse con una presión inflacionaria de los países vecinos. Sin embargo, su pedido va más a la solución de los problemas internos que están ligados a la generación de empleos, el incremento de la conflictividad que está relacionado al bloqueo de carreteras, la falta de diálogo entre el Gobierno y los sectores productivos y económicos privados, así como las dificultades del sector agropecuario por los efectos climáticos y los permanentes avasallamientos. También señala que se debe generar acuerdos comerciales para dinamizar las exportaciones e importaciones, tomando en cuenta que el 68% de las importaciones provienen de países con los cuales no se cuenta con ningún acuerdo.

El Banco de Desarrollo de América Latina (CAF) aprobó un crédito por $us 80,93 millones.
Eso recursos serán destinados para la construcción y asfaltado de los tramos carreteros La Joya- Chuquichambi y Huayllamarca- Totora.

Ese treamo carretero se encuentra en la ruta 31 de la red vial fundamental, en Oruro.
El préstamo permitirá financiar una obra que forma parte de la red vial fundamental del país.
Además, facilitará la integración territorial económica y social interna.

La construcción brindará una alternativa que mejore la conexión internacional de Bolivia con la zona portuaria de Chile.

“Este proyecto tiene el propósito de mejorar la productividad y propiciar la integración nacional y regional con la vinculación internacional en el departamento de Oruro», dijo el presidente ejecutivo de CAF, Sergio Díaz-Granados.

Es proyecto busca «el mejoramiento de la vía existente, contribuyendo al incremento de la infraestructura caminera nacional y la cobertura de carreteras pavimentadas”, añadió.
Con la construcción de esta ruta se beneficiarán las comunidades aledañas a la carretera.

Esas comunidades se dedican, principalmente, a la actividad agrícola y la cría e industrialización de ganado camélido, como los municipios de Caracollo, Toledo, Huayllamarca, Totora y Curahuara de Caranga.

Continue Reading